Marco Barrera tendrá una pelea previo a enfrentar a Érik Morales

Marco Antonio “Barreta” Barrera se encuentra en proceso de adquirir la mejor forma posible para su regreso al encordado, ya que son dos las peleas de exhibición que tiene programadas en un plazo de dos meses: el 11 de junio en la Sports Arena de Pico Rivera, en California, y el 16 de julio en otra ciudad de Estados Unidos.

Así lo confirmó el “Barreta” a los canales de YouTube, No Puedes Jugar Boxeo y El Punto de Vista Magnífico, este último del ex monarca Israel Vázquez.

Aparte de su anunciado reencuentro con Érik “Terrible” Morales, con el que protagonizó una de las trilogías más encarnizadas de la historia, el cual tendrá lugar en el séptimo mes del año, el peleador de Iztacalco reportó que previamente estará frente a Jesús Soto-Karass, el mismo que posee el récord de golpes lanzados en un combate, con 1848.

El mochiteco Soto-Karass tiró esa descomunal cantidad de impactos cuando, contra los pronósticos, frenó la racha invicta de Neeco “Rooster” Macías, para superar la marca anterior de Antonio Margarito, que contabilizó 1675 contra Joshua Clottey.

En ambos casos, los duelos serán con fines benéficos, según enfatizó Barrera, al remarcar que precisamente por eso se animó a regresar al cuadrado de 6×6 metros, en el que tantas glorias cosechó.

Marco Antonio recordó que después de su segunda derrota contra el estadounidense Junior Jones, se sometió a una delicada intervención quirúrgica “por una deformación congénita en la cabeza (parte frontal)”, en 1997, la cual estuvo a cargo del prestigioso neurólogo mexicano Ignacio Madrazo. A partir de ahí, vendría la etapa de mayor éxito en su carrera de 22 años como pugilista profesional, con dos victorias en sus tres combates contra Érik Morales y la celebrada lección de boxeo que le dio a Naseem Hamed.

Barrera atribuyó sus bajos desempeños contra Junior Jones a que en un año realizó cinco defensas del título mundial supergallo de la WBO, para cumplir el mismo número de opciones que tuvo que firmar al promotor del campeón, el boricua Daniel Jiménez, por darle la oportunidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.